En medio de las tensiones nucleares entre Washington y Pyongyang, el presidente estadounidense Donald Trump honró el martes a un desertor norcoreano durante su discurso ante el Congreso sobre el estado de la Unión.

Ji Seong-ho, quien escapó de Corea del Norte en 2006, ocupó un lugar destacado en la tribuna, a escasos lugares de la primera dama Melania Trump, en tanto el mandatario contó su historia ante los legisladores sobre el final del discurso.

  • La conmovedora historia de Ji Seong-ho…

Trump relató el sufrimiento de Seong-ho, quien debió amputarse una mano y un pie luego de que fuera atropellado por un tren norcoreano en 1996.

Malnutrido y amputado, luego fue torturado por el régimen debido a una corta visita a China, antes de escapar caminando con muletas a lo largo de China y el Sudeste Asiático en su camino a la libertad.

“Hoy vive en Seúl, donde rescata a otros desertores, y emite dentro de Corea del Norte lo que el régimen más teme: la verdad”.Trump.

“Ahora tienes una pierna nueva, pero Seong-ho, entiendo que conservas las muletas como recordatorio de cuán lejos has llegado. Tu sacrificio es una inspiración para todos nosotros”, agregó.

Cuando los legisladores se levantaron, también lo hizo Seong-ho, levantando triunfalmente sus muletas, desatando la aprobación de los presentes.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here