Un preso español dado por muerto y que despertó en la morgue cuando le iban a realizar la autopsia, continuaba este miércoles en el hospital, indicó una portavoz de la administración penitenciaria española.
Detenido en una prisión cerca de Oviedo, norte de España, el hombre fue hallado el pasado domingo inanimado tras un intento de suicido y los tres doctores que lo examinaron “observaron que no tenía signos vitales”, explicó una portavoz de la administración penitenciaria.

El “cadáver” fue llevado al instituto de medicina legal de Oviedo, donde se constató que no estaba muerto y fue transferido a un hospital, donde aún se encontraba este miércoles, según la portavoz.

Según la prensa, el detenido de 29 años se llama Gonzalo Montoya y purga una pena por robo de chatarra.

Las autoridades no precisaron por cuánto tiempo permaneció dado por muerto

Él “recuerda por último cuando lo estaban sacando de la bolsa para subirlo a la mesa y hacerle la autopsia”, relató a periodistas su padre, José Carlos Montoya, asegurando que se encontraba inconsciente tras un intento de suicidio con medicamentos ingeridos en la prisión.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here