La relación entre Estados Unidos y China está muy tensa y ahora se vivió un nuevo capítulo.

En esta ocasión, la nación asiática rechazó la entrada de 469 toneladas de desechos sólidos provenientes de Norteamérica y ordenaron que éstos sean devueltos lo antes posible, aseguró la agencia informa Xinhua.

China procesa casi el 50% de exportaciones mundiales de plástico, papel y metales, sin embargo, desde 2017, las autoridades aprobaron una regulación en la que prohíbe la importación de 24 tipos de desechos sólidos.

Entre el cargamento que llegó de EU a la ciudad Hangzhou, en el este del país, y fue rechazado, los inspectores encontraron que había papel mezclado con partes de desechos de metal y botellas de plástico usadas, las cuales no pueden entrar a la nación.

Esta decisión también proyecta cómo se encuentra la industria del reciclaje en China, pues es evidente que la rentabilidad de procesar desechos se reduce a medida de que la economía crece.

En 2016, EU pagó a China 5 mil 200 millones de dólares para reciclar 16 millones de toneladas de desechos.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here