La Secretaría de Hacienda fijó su postura con respecto a una nota periodística en la que se informó que la dependencia había autorizado un incremento “salarial a la alta burocracia días antes de los comicios” del pasado primero de julio.

Afirmó que la decisión se sustenta en “las normas legales, para actualizar tabuladores de servidores públicos”, según lo establecido en el Presupuesto de Egresos de la Federaciónaprobado por el Congreso de la Unión para el año corriente.

Los incrementos salariales para los servidores públicos se sujetan a los recursos aprobados en los Anexos 7 y 25 del Decreto de Presupuesto de Egresos de la Federación y tienen como objetivo exclusivamente mantener el poder adquisitivo respecto a 2017″, informó la dependencia vía Twitter

Añadió que los tabuladores y remuneraciones son públicos, como lo marca la ley:

La Secretaría de Hacienda considera “que existe un marco normativo claro sobre el tema, y que la actualización de los tabuladores se hizo conforme a lo estipulado por las leyes y reglamentos”.

Lo que sostiene la nota periodística

En la nota periodística se señala que el beneficio salarial recayó en 317 mil funcionarios, “desde el Presidente hasta el personal de enlace”; no obstante, en contraste con lo que consigna la Secretaría de Hacienda, el medio de comunicación sostiene que la información no se hizo pública.

Dos semanas antes de la elección presidencial, sin hacerlo público, la Secretaría de Hacienda u Crédito Público (SHCP) aumentó los salarios de la alta burocracia federal, con efecto retroactivo a enero, desde el Presidente hasta el personal de enlace, que en total suma 317 mil funcionarios”. Nota La Jornada

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here