Tras hora y media de reunión entre el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador y los gobernadores de la Comisión Nacional de Gobernadores (Conago), los mandatarios estatales salieron de Palacio Nacional satisfechos en todos los temas tratados, incluyendo a los llamados “superdelegados”, sin condiciones ni confusiones.

Los gobernadores de Coahuila, Chihuahua, Jalisco, Querétaro y Chiapas informaron que salen satisfechos de la reunión debido a que el mandatario mostró voluntad y aclaró que los delegados no tendrán la función de secretarios técnicos del Consejo Estatal de Seguridad y se respetará la ley de cada estado, por lo que la responsabilidad de la seguridad será de cada gobernador.

Los gobernadores coincidieron en que los mandos serán parte del Ejército mexicano o una vez que se apruebe, de la Guardia Nacional.

…(Andrés) está en su derecho de nombrar a los delegados para coordinar todas las actividades de los estados, la preocupación era que esta figura no la consideramos conveniente, ni pertinente para el tema de seguridad. Javier Corral, gobernador de Chiahuahua.

El gobernador de Michoacán, Silvano Aureoles, indicó que la solicitud al presidente López Obrador es que los delegados federales en los estados no intervengan en el tema de seguridad, por tratarse de una naturaleza distinta.

Por su parte, el gobernador electo de Jalisco, Enrique Alfaro,coincidió en la importancia de que los delegados federales no tengan funciones en materia de seguridad.

Tras destacar la importancia de la coordinación con la Policía Federal y Fuerzas Armadas, indicó que en el caso de Jalisco, el Consejo Estatal de Seguridad mandata este trabajo, pero no contempla la figura de delegados, por lo que confió que se concreten resultados con base en el diálogo.

En tanto, el gobernador de Chiapas, Manuel Velasco, destacó la disposición al diálogo del presidente.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here