En medio de una investigación para el desarrollo de un medicamento para la diabetes tipo dos, la farmacéutica mexicana Silanes podría haber encontrado una alternativa al remdesivir para el tratamiento del coronavirus.

Jorge González, director de Investigación y Desarrollo de Laboratorios Silanes, explica que en el proceso de investigación de la molécula Glicinato de Metformina como antidiabético, los científicos mexicanos que trabajan en el Centro de Investigación, Desarrollo y Tecnología de Silanes encontraron que también podría evitar que el coronavirus causante del COVID-19 salga de las células infectadas, reduciendo la carga viral en pacientes en fase moderada y grave de la enfermedad.

“Hasta ahora hay tres maneras de detener el SARS-CoV-2: con anticuerpos (generados tras la vacunación), evitando que el virus entre al núcleo de las células (que es el enfoque del remdesivir) o evitando que salga de las células infectada para que no se replique más (que sería el efecto de la molécula desarrollada por Silanes)”, explica González.

Este tratamiento podría ser una alternativa al remdesivir, un medicamento de la farmacéutica estadounidense Gilead que recibió autorización de uso de emergencia en su país para tratar casos graves de COVID-19 en pacientes hospitalizados, pero cuya producción ha sido acaparada por Estados Unidos.

Para probar la eficacia de la molécula Glicinato de Metformina en el tratamiento del COVID-19, la farmacéutica mexicana diseñó un estudio clínico en dos etapas, que ya cuenta con la autorización de la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris).

Durante julio, dará inicio la primera fase de investigación con un grupo de pacientes en tres hospitales de México. Si los resultados resultan favorables, la empresa solicitará el registro sanitario condicionado en septiembre, y arrancará la segunda etapa del estudio clínico con pacientes adicionales, con la intención de concluirlo en noviembre.

Silanes iniciará la producción del medicamento en una presentación de tabletas, en la planta de Toluca, Estado de México, una vez que se demuestre la eficiencia de la molécula para el tratamiento del COVID-19 y que se obtenga el registro de la Cofepris.

“Este tratamiento podría evitar que los pacientes en fase moderada y grave de la enfermedad lleguen a una fase crónica que ya requiere intubación”, dice González.

Laboratorios Silanes invierte el 10% de sus ventas anuales en la investigación y desarrollo de medicamentos. Hasta el momento acumula 150 patentes registradas a nivel nacional e internacional. La molécula Glicinato de Metformina fue patentada por la empresa en 2009 en México, Estados Unidos y Europa.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here