Las remesas es uno de los pocos indicadores que ha sido inmune a la crisis económica, y como muestra de ello, se espera que México reciba 49,000 millones de dólares por este concepto en 2021, lo cual supone una cifra récord, anticipó este miércoles Carlos Serrano, economista en jefe de BBVA México.

Los hogares receptores de remesas en México aumentaron de 3.6% a 5.1% el año pasado, según datos del anuario de migración y remesas México 2021 que elaboran BBVA y el Consejo Nacional de Población (Conapo).

Michoacán, Guerrero, Oaxaca, Zacatecas y Nayarit fueron las entidades que más remesas recibieron el año pasado.

“Hoy hay 38.8 millones de mexicanos en Estados Unidos; 11.5 millones de ellos nacieron en nuestro país, hay 13.8 millones de segunda generación y 13.5 millones de tercera generación. En los últimos años la población migrante mexicana ha estado alrededor de 12 millones de habitantes y hay razones para pensar que este número puede aumentar en los siguientes años”, destacó Serrano.

A nivel mundial México es el tercer país que más remesas recibe, solo superado por China e India. Mientras que Estados Unidos y Canadá (200,500 mdd), la península Arábiga (129,700 mdd) y Europa (121,200 mdd) son las principales regiones de origen de remesas.

Tecnología y costos

El 99.4% de las remesas que llegan a México se reciben a través de medios electrónicos, señaló el economista en jefe de BBVA, lo que trae consigo el reto de bancarizar a los receptores y emisores de remesas.

El uso de medios digitales ha generado una disminución en las comisiones que se paga por el envío de dinero.

“Hace más de 20 años el costo para enviar una remesa era de entre 10% y 12% del monto. Progresivamente ha disminuido y ahora América Latina es de las regiones en el mundo donde es más barato enviar remesas”, señaló Juan José Li, economista senior de BBVA México.

Actualmente en México se cobra entre el 5 y 6% de comisión por envío de remesas, solo en El Salvador y Ecuador, economías dolarizadas, es más barato enviar remesas.

El Banco de México y la banca en el país han implementado mecanismo para que se pague entre 2 y 5 dólares por envío, “pero implica que ambas partes (emisor y receptor) estén bancarizados”, agregó Li.

“Tenemos una economía altamente informal y eso significa un reto para la bancarización, pero en particular las familias receptoras de remesas tienen menores niveles de bancarización que el resto del país. Los migrantes mexicanos en EU también tienen bajos niveles de bancarización”, agregó Carlos Serrano.

En ese sentido, agregó, la banca mexicana en conjunto con la Secretaría de Hacienda para que, únicamente con la matricula consular, los trabajadores mexicanos en Estados Unidos abran una cuenta en un banco mexicano. En cuanto a los receptores de remesas se refiere, a través de las cuentas básicas, se permite abrir una cuenta libre de comisiones, en la búsqueda de lograr cuentas móviles, totalmente gratuitas, así como desincentivar que la gente tenga que ir a sucursales.

En cuanto a la bancarización se refiere, agregó la directora de Conapo, el gobierno federal busca ayudar en esa materia a través del Banco de Bienestar.

Otros retos

Un segundo reto detectado por Serrano de BBVA tiene que ver con educación financiera, que tiene niveles muy bajos en México.

“Creemos que sería buena una materia en educación primaria en temas de educación financiera que permita a las personas conocer las virtudes de estar en el sistema bancario, de ahorrar, de tener un seguro; hacer cálculos básicos, calcular intereses”, sostuvo.

Luego de que las remesas superaran los ingresos petroleros y por concepto de turismo, México tiene que trabajar para recuperar los ingresos en estos últimos dos rubros, sostuvo Gabriela Rodríguez, secretaria general de Conapo. “Tenemos que tirarle a que suban los ingresos por turismo y por generación de empleo a largo plazo”, y así lograr que la migración sea por gusto y no por necesidad, sostuvo Rodríguez.

Un reto más tiene que ver con el tema de seguridad, no solo para los mexicanos que van a Estados Unidos, sino para los centroamericanos que pasan por México en busca del sueño americano.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here